miércoles, 1 de julio de 2009

Una muestra cercana de tecnología.

Llevo gafas desde que tenía 4 años.

Las necesito cada vez más.

Hace 4 años, en una revisión rutinaria una empleada de una óptica me dijo algo así como que "ahora deberá llevar progresivas... claro, usted ya tiene una cierta edad..."

Creedme si os digo que ese día me sentí mucho más viejo...

El caso es que las gafas que llevo habitualmente se rayaron y acudí a la óptica dónde me las hicieron, y me dijeron que la solución eran vidrios nuevos.

Francamente, cuando pasa esto, siempre te ponen una montura y te miden con una regla... hasta ahora.

Esta imagen (cortesía de Alain Afflelou, de El Vendrell) corresponde a un servidor, con las monturas y el artefacto "marco" que tan claramente se ve en la imagen.

Te colocan a un par de metros de una torre, te dicen que mires a la luz roja, un disparo de flash y ya está.

El resultado, casi inmediato, fue éste:

Las ciencias avanzan que es una barbaridad...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada